Bienvenida

Bienvenida
Déjanos tu comentario, sugerencia o saludo. Gracias por tu visita

viernes, 18 de octubre de 2013

Y como despedida, mi retrato chino


Hace meses que no escribo en este blog, y creo que debo dar una explicación. Tengo otro blog, privado, con nuestra asignación, viaje a China, y las cosas de mi niño. Es privado porque creo que no debo compartir con todo el mundo la vida de mi hijo.

Este blog fue mi continuación mientras esperaba pero ahora siento que no tengo nada que contar aquí. No lo voy a borrar, ojalá lo que he compartido le sirva a alguien. Quedan los comentarios abiertos para que cualquiera me pueda preguntar lo que quiera. En la medida de lo posible y hasta donde pueda, ayudaré a quien me lo pida.

Justo hoy hace un año que cogíamos el avión más deseado, el que nos llevaría hasta nuestro hijo. La última parte de ese gran viaje que fue la espera, y el principio de nuestra vida juntos. Esa era la ilusión que perseguíamos. Y la que conseguimos.

Pero no quiero cerrarlo sin más, así que como despedida os dejo mi retrato chino. Se llama así a una entrevista en la cual te relacionas con conceptos abstractos. Lo habréis visto muchas veces, como yo, sin saber que se llamaba así.

Aquí va. Que os guste. ¡¡Gracias a todos!!

RETRATO CHINO

Si yo fuera una estación del año, sería primavera.
Si yo fuera un mes, sería junio.
Si yo fuera un día de la semana, sería sábado.
Si yo fuera un momento del día, sería la media noche.
Si yo fuera un planeta, sería Venus.
Si yo fuera un animal, sería un delfín. 
Si yo fuera un mueble, sería un sofá.
Si yo fuera un líquido, sería coca cola.
Si yo fuera un instrumento musical, sería piano.
Si yo fuera un sentimiento, sería amor.
Si yo fuera una verdura, sería un tomate. Por llevar la contraria.

Si yo fuera un elemento, sería agua.
Si yo fuera un verso, sería:

"Con cien cañones por banda,viento en popa, a toda vela,no corta el mar sino vuela,un velero bergantín".

Si yo fuera una canción, sería "Back to you", de Bryan Adams.
Si yo fuera una comida, sería chocolate.
Si yo fuera una parte del cuerpo, sería los brazos.
Si yo fuera un olor, sería a limón.
Si yo fuera un objeto, sería una lámpara.
Si yo fuera una asignatura, sería historia.
Si yo fuera un dibujo animado, sería Jessica Rabbit.
Si yo fuera una figura geométrica, sería un prisma.
Si yo fuera un número, sería un 7.
Si yo fuera un país, sería uno que no existe todavía, donde el pueblo es feliz y los políticos honrados.
Si yo fuera una flor, sería una cala blanca.
Si yo fuera un coche, sería un descapotable.
Si yo fuera un famoso, sería... no sería, no me gustaría ser famosa.
Si yo fuera un color, sería morado. O lila. O violeta :)
si yo fuera una ciudad, sería Nueva York.
Si yo fuera un dolor, sería el de un pisotón.
Si yo fuera un mar, sería el Cantábrico. 
Si yo fuera un idioma, sería el español.
Si yo fuera un sabor, sería ácido.
Si yo fuera un licor, sería crema de orujo lebaniego.

Si yo fuera un deporte, sería automovilismo.
Si yo fuera un escritor, sería anónimo.
Si yo fuera una película, sería "Love Actually".
Si yo fuera un dicho popular, sería "De padres gatos, hijos michines"
Si yo fuera una cualidad, sería la ecuanimidad.
Si yo fuera un defecto, sería el orgullo.
Si yo fuera un cómic, sería Tintín.
Si yo fuera un medio de transporte, sería un avión.
Si yo fuera un invento, sería internet.


Sin internet jamás nos hubiéramos conocido. En internet nos seguiremos encontrando. 

¡Hasta siempre!!


©
¡Gracias por tu visita!

viernes, 11 de octubre de 2013

Mis respuestas a las preguntas de Silvia


Silvia, del blog Desenredando el hilo rojo, hizo hace la tira! una entrada con muchas preguntas que se hace y cuyas respuestas no encuentra en los blogs.
Realmente creo que los blogs están en recesión, las redes sociales les han ganado la partida, pero para algunos -mi caso- fueron una válvula de escape y una forma de conocer a mucha gente antes de facebook, así que siempre tendrán un rinconcito en mi corazón.

Ahora que estamos de vuelta (madre mía, aún me parece increíble y hace casi un año!) ya puedo contestar a todas estas preguntas, y como me siento un poco en deuda con Silvia, allá van mis respuestas:

¿Qué pasa cuando se llega a casa?
Pues los primeros días estás muy cansado y te los pasas como a la vuelta de cualquier viaje, pero con niño a cuestas :)
¿Cómo es la adaptación?
Cuando me preguntan qué tal se ha adaptado el niño, digo que bien. En realidad no veo que se haya tenido que adaptar, y  si ha habido adaptación, creo que hemos sido más los padres al niño que al revés.
¿Quién adopta primero a quién; los padres al niño o el niño a los padres?
El nos adoptó... sin lugar a dudas.
¿Existen problemas de sueño?
En nuestro caso ninguno. Algunas noches se despierta, al principio lloraba, ahora me llama... creo que solo quiere saber que estoy ahí.
¿Es diferente el niño real al niño soñado?
Es diferente, porque me pasé casi 6 años pensando en femenino, pero ojo, que no es mejor ni peor!!
¿Qué te pasa que nunca antes te habías imaginado que te pasaría?
Hay veces que no me doy cuenta de que es chino... lo juro por Snoopy.
¿Cómo son las primeras comidas en familia?
Los primeros días comía mucho y de todo, y se guardaba comida para después. Ya en casa, si él comía antes y nosotros después, comía dos veces. Ahora -un año después- ha empezado a seleccionar y come menos cantidad, y disfruta al ver que come lo mismo que los demás.
¿Y la primera vez que te cruzas por la calle con alguien que no sabe que has sido madre?
En mi caso me preguntan si es mío, porque saben que tengos dos y que ya son mayores.
¿Qué ojos ven? ¿Qué cara pone la gente? ¿Ves rechazo? ¿Sufres racismo? ¿Cómo y en qué forma se manifiesta?
Jamás he notado rechazo ni ningún tipo de racismo.
¿Cómo te planteas la escolarización? ¿Qué sensación te dan los profesores? ¿Colaboran? ¿Cómo ves la vinculación de tu peque con el resto? ¿Existe rechazo?
Ha empezado al aula de dos años y tanto las profes como los compañeros le tratan de manera normal. Es un niño más.
¿Con qué comentarios te encuentras que nunca antes te imaginaste?
Lo de la buena obra y lo de qué suerte ha tenido este niño... lo sabido. No me han sorprendido. La gente no innova. Bueno, una persona me dijo que me iba a hacer un regalo como si hubiera tenido un hijo. Debe ser que tuve una mecedora, jajaja!
¿Te defrauda gente que jamás imaginaste que te defraudaría?
Si, pero no porque sea chino o adoptado. Me han defraudado a mi, como madre, porque lo he sido en tres ocasiones y en dos se han comportado de manera diferente a la tercera.
¿Cómo abordas el tema de la adopción ante desconocidos?
No lo abordo.
¿Es cierto que preguntan mucho?
En mi caso no.
¿Qué te llama la atención?
Me hace gracia que soy la madre más vieja del parque, del cole... jaja... por lo demás, nada.
¿Cómo cambian tus pensamientos ahora que eres madre de cómo eran durante la espera?
Pienso que ha merecido mucho la pena, pero que no les perdono a los chinos los años que nos han hecho envejecer esperando.
¿Y tus sentimientos? ¿Son diferentes?
Siempre dije que ya quería a mi hjio sin conocerle, pero ahora ese amor se ha multiplicado por mil millones.
¿Qué es lo que te preocupa ahora que antes nunca te imaginaste que te preocuparía?
Sé que en un futuro tendremos cosas con las que lidiar, preguntas sin respuesta, tristezas, quizá algún rechazo doloroso... Me pregunto si estaré a la altura de lo que mi hijo necesite.
¿y los médicos? ¿Y las vacunas? ¿y los percentiles?
Eso no me preocupa para nada. El niño está sano y crece a su ritmo. Tiene su calendario vacunal al día, sin más.
¿Existe la depresión post adopción?
Existe. En mi caso fue bastante grave, requiriendo medicación incluso. Sé cómo viví el último tramo de nuestra espera, que fue muy estresante, y por eso cuando veo a los que están a punto cómo se desesperan, me digo... diossss.... cómo lo vais a pagar!! Y se pasa muy mal, porque tu estás feliz con tu hijo, en mi caso, con mis tres hijos... la madre más feliz y orgullosa del universo... y por otro lado te encuentras mal, tienes dolores sin explicación aparente, te cuesta dormir, estás irritable, lloras sin motivo... Y te dices, cómo eres tan gilipollas, hija... que ahora que tendrías que sentirte plena te encuentras así... Por suerte mi médico lo identificó enseguida y ahora estoy fantásticamente.
Solo puedo añadir que mucho cuidado... y que si os sentís algo confusos, no dudéis en consultarlo.


©
¡Gracias por tu visita!

viernes, 10 de mayo de 2013

Cosas que NO decirle a un padre (o madre) adoptivo

Hace unos días vi en Facebook un enlace a un artículo en inglés que se titulaba así. No consigo dar con el original, que era muy interesante :( prometo que si lo localizo de nuevo, pongo el enlace. Es que ni siquiera sé quien lo publicó. (Yo tengo cabeza porque en algún sitio hay que colgarse el pelo).

El caso es que me dio la idea de escribir mi propio post con esas cosas que creo que ningún padre adoptivo debería escuchar. Seguro que muchos ya habréis leído muchos artículos sobre cómo contestar a esas preguntas o comentarios. Este post no va de eso. Empiezo.



1. ¿Tienes más hijos? ¿Pero tuyos o adoptados? O la versión ¿ No te hubiera gustado tener hijos propios?

Mi hijo es mío. Es MI HIJO. No hay ninguna diferencia entre mis hijas y mi hijo, salvo la forma en que llegaron a nuestras vidas. ¿Quería a mis hijas cuando las llevaba en mi barriga durante 9 meses? Por supuesto. Pues imagínate a mi hijo, al que llevé 7 años en mi corazón.
Nuestros hijos son propios, da igual en la barriga de quien se gestaron.

Mejor: ¿Tienes más hijos? ¿Biológicos o adoptados?

Aún mejor: Si no tienes confianza, no preguntes. Pregunta por aprender, por crecer personalmente... si es simple curiosidad, abstente.

2. Utilizar las expresiones "madre verdadera" o "padre verdadero".

Los únicos verdaderos padres que tiene y ha tenido mi hijo somos nosotros. Del mismo modo es un error y me chirría mucho lo de "tu otro padre, tu otra madre".

Mejor: Madre biológica, padre biológico.

3. ¡Qué suerte ha tenido este niño!

Este comentario puede ser hecho con buena intención, pero si lo analizas fríamente no hay por dónde cogerlo. Si suerte es que tu madre biológica se vea obligada por circunstancias que desconocemos a abandonarte a la puerta de un hospital, o que vivas tu primer año y medio de vida en un orfanato por muy estupendo que éste fuera. Entonces ha tenido suerte, si.
Quien lo dice suele referirse a la suerte que ha tenido de estar con su familia. Cualquier padre adoptivo os dirá que son los padres quienes se sienten afortunados, bendecidos, con su hijo.
Mencionar que el niño ha tenido suerte además es considerar inferior su lugar y familia de procedencia, dando por hecho que hubiera sido desgraciado de haber permanecido allí.

Mejor: Habéis formado una familia estupenda.

4. La buena obra.

Esto me lo dijeron una vez cuando aún no teníamos a nuestro hijo. Me eché a reir y dije: "ya la hemos acabado, ha quedado estupendo. ¿Cómo? Ah, pensé que te referías a la obra del baño".
Luego, ya con mi hijo aquí, me lo han dicho alguna que otra vez. No con esas palabras quizá, pero con un "qué mérito tenéis".
No adoptamos para hacer una buena obra. Para eso se apadrina, se hace uno socio de AFAC y colabora con sus proyectos, por ejemplo. Adoptamos para SER PADRES. No tenemos más mérito ni menos que otros padres que deciden serlo por tercera vez. Ah, y el típico comentario "¿Y no te da pereza empezar de nuevo?". Pereza me da madrugar. Cómo me va a dar pereza cambiarle el pañal de mi hijo, si me río un montón con él, si es cuando le hago repetir palabras, cuando le hago cosquillas, cuando me dice que me quiere chucho... Si soy más feliz que una perdiz de tenerle, aunque esté todo el día agotada, aunque la casa esté hecha un desastre.

Mejor: Aquí el silencio es la mejor opción.

En general, es mejor no hacer demasiadas preguntas, a no ser que tengas verdadero interés en informarte sobre adopción o que haya confianza con los padres. Del mismo modo que no preguntas a una recién parida en el súper cómo tiene los puntos de la episiotomía. Bueno, que hay gente que lo pregunta todo, como decía una de mi pueblo, yo no soy cotilla, pregunto por saber.

Algunos padres adoptivos, a fuerza de escuchar tonterías, tienen la piel muy fina y estallan con el mínimo comentario. No es mi caso puesto que no he tenido que oír casi nada. Pero os puede ocurrir, que hagáis un comentario en principio inocente y os encontréis con una patada en la boca. Hace años, cuando Eva se preparaba para la primera comunión, a la salida de la iglesia vi a un padre con una niña china en brazos. No soy muy impulsiva y además me corto bastante, pero en ese momento ni lo pensé, me acerqué, saludé y le dije que estábamos esperando para adoptar en China también. Me miró como si fuera un gusano y me dijo: "¿Y qué? ¿Quieres entrar en el guetto?" Me quedé muerta. Todavía no sé cómo salí de aquella situación tan cortante. Obviamente aquel padre había tenido malas experiencias previas.

Resumiendo. Pregunta si hay confianza. Pregunta si de verdad quieres aprender sobre adopción. No hagas afirmaciones si desconoces la realidad. Que una vecina de tu primo adoptara hace diez años no te convierte en experto en adopción. Nosotros llevamos informándonos desde 2005 y aún hay muchas cosas que nos sorprenden.

©
¡Gracias por tu visita!

martes, 23 de abril de 2013

Orfanato de DongGuan - DongGuan Social Welfare Center




Aquí vivió Hernán sus primeros dieciocho meses. ¿Cómo no íbamos a querer visitarlo? A pesar de que nos lo desaconsejaron por cuestiones de apego, decidimos arriesgarnos y visitarlo, porque no sabíamos si íbamos a tener otra oportunidad de conocerlo.
En la entrega nos dijeron que Hernán era un niño muy querido y en el orfanato tuvimos la oportunidad de comprobarlo: todos le conocían y le saludaban por su nombre, de forma muy afectuosa. A su cuidadora le hizo muchísima ilusión que la visitáramos. Hernán se fue a sus brazos en cuanto la vio. También es verdad que se volvió con nosotros sin problema cuando le dijimos que nos íbamos.

He creado un álbum en Picasa porque después de haber estado nosotros han sido asignados más niños del mismo orfanato, y como nos pasó a nosotros, los felices papás buscan información, y al menos nosotros no encontramos nada en español.

Os dejo el enlace aquí: FOTOS DONGGUAN SWC


Aunque en todas partes encontrábamos la foto de arriba, la del edificio principal, en realidad los niños viven en estas casitas. Cada uno de estos edificios tiene cuatro viviendas que constan de una sala grande de juegos, dos dormitorios, baño y cocina. En nuestro caso los cuidadores eran un matrimonio que convivían con unos diez o doce niños, la mayor parte de los cuales eran de necesidades especiales. No he subido ninguna foto donde salgan los cuidadores.

La vivienda estaba muy limpia y los niños bien cuidados. Las cunas no tienen colchón sino una tabla de madera y una manta (aunque en la época que fuimos aún hacía mucho calor), pero no es por precariedad sino por cultura. El propio matrimonio dormía en una tabla con un sobre de bambú. La guía nos contó que ella misma no había dormido en un colchón hasta que se casó, y que de todas formas los colchones son muy duros.

Para cualquier consulta podéis dejarme un comentario, que encantada os cuento nuestra experiencia.

©
¡Gracias por tu visita!
Estadisticas y contadores web gratis
Estadisticas Gratis
FaltaMenos.com Calendario

Actividad: Hasta hoy llevamos